Princesa Ana y el príncipe Eduardo podrían desempeñar un papel clave en el reinado de Carlos III

De izda. a dcha., el príncipe Andrés, príncipe Eduardo, el rey Carlos III y la princesa Ana FOTO: CHRIS JACKSON AP

 

Aunque breve, el reinado de Carlos III no está siendo fácil por el momento y, a juzgar por la situación nacional e internacional, no se prevé que se calme tampoco. Es por ello que el monarca muy probablemente necesitará de personas de confianza a su lado para que le ayuden en tareas clave, y todo apunta a que los elegidos para ello podrían ser sus hermanos, la princesa Ana y el príncipe Eduardo, en vez de duque de York y el de Sussex.

Por La Razon 

Según publica los diarios locales, ya se ha considerado cómo sus hermanos menores, Ana y Eduardo, podrían llevar a cabo tareas rutinarias cuando Carlos III esté fuera del país. Mientras que los príncipes Andrés y Harry, tras sus respectivas polémicas, serán ignorados cuando se necesite un sustituto del monarca.

Aunque por el momento, tanto el duque de York como el de Sussex, se encuentran entre los Consejeros de Estado del Rey, una función constitucional desempeñada por “el cónyuge del Soberano y las cuatro personas siguientes en la línea de sucesión que sean mayores de 21 años”, que “están autorizados a llevar a cabo la mayoría de los deberes oficiales del Soberano, por ejemplo, asistir a las reuniones del Consejo Privado, firmar documentos de rutina y recibir las credenciales de los nuevos embajadores en el Reino Unido”, según se explica en la página web oficial de la casa real británica.

Una propuesta que, según dicho tabloide, podría llegar al parlamento “en cuestión de semanas”, estableciendo que “el Rey podrá recurrir a un grupo más amplio de sustitutos reales, sin olvidar a la Princesa Real y al Conde de Wessex”.

Para leer más ingrese AQUÍ